Novena y festividad de la Virgen del Carmen en la Iglesia del Carmen de Abajo - Semana Santa Salamanca

SSantaSalamanca

Novena y festividad de la Virgen del Carmen en la Iglesia del Carmen de Abajo


Hoy ha comenzado la novena en honor de la Virgen del Carmen en la Iglesia del Carmen de Abajo. Hasta el 15 de julio todas la mañanas habrá Laudes a las 8:30 horas y posterior eucaristía a las 9:00 horas. Por la tarde el rezo del santo rosario y la novena será a las 19:30 horas y la eucaristía que será celebrada por la comunidad carmelita será a las 20:00 horas.

El día 15 de julio, último día de la novena, se podrá besar el escapulario de 12:00 a 13:00 y de 18:00 a 19:00 horas.

Al día siguiente solemnidad de la Virgen del Carmen con la celebración de laudes a las 8:30 horas, y eucaristías a las 9:00, 12:00 y 13:00 horas por la mañana y por la tarde a las 20:00 horas con posterior procesión por la ribera del Tormes con el acompañamiento musical de la Banda de CC y TT Cristo del Amor y de la Paz.

El 20 de julio celebrarán la solemnidad de San Elías profeta con el rezo de laudes a las 8:30 horas y posterior eucaristía.

San Elías estuvo disponible para la obra de Dios y enviado a proclamar su palabra. Emprendió un largo viaje por el desierto, un viaje que lo dejó exánime. Se cobijó bajo un árbol y pidió la muerte. Pero Dios no permitió su muerte, sino que lo impulsó a continuar su viaje hasta el monte Horeb. Cuando llegó, Dios se mostró a Elías, no en los consabidos signos del antiguo testamento: fuego, terremoto o del fuerte viento, sino en una ligera brisa. Elías fue enviado nuevamente a su pueblo para continuar cumpliendo la voluntad de Dios.
El día 20 de julio se reúne en el Monte Carmelo una gran multitud de devotos de Elías: cristianos de distintos ritos, judíos, musulmanes. Todos suben allí con los más variados medios de locomoción o a pie, para cumplir sus votos, para presentar a sus niños al bautismo y sobre todo para cantar y danzar en honor del profeta. Desde el interior del monasterio se escucha el rumor de una gran feria: aquella abigarrada multitud se reúne allí cada año en nombre de Elías, el cual continúa ejerciendo su fascinación y su notable influencia eo la vida y en las creencias de aquellos pueblos.

De Elías, los Carmelitas aprenden a oir la voz de Dios en el silencio y en lo imprevisible. Intentan estar siempre disponibles a la Palabra de Dios para conformar la mente y el corazón de manera que el modo de vivir y trabajar sea profético y fiel a la memoria de nuestro Padre Elías.

No hay comentarios

Con la tecnología de Blogger.